Joaquín Hidalgo

Coronel Joaquín Hidalgo (1807-1849)

Nació en Guayaquil (Ecuador), en el año1807. Al organizarse la escuadra de Chile, se incorporó bajo la dirección del comandante Blanco Encalada, hallándose embarcado en las fueras navales del almirante Thomas Alexander Cochrane, cuando tomó al abordaje la fragata de guerra española “Esmeralda”, el 5 de noviembre de 1820, en el puerto del Callao, después de haber participado del transporte del ejército libertador, al puerto de Pisco primero, y a la bahía de Ancón, después. Hidalgo era guardiamarina del bergantín “Galvarino”.

Participó de las demás operaciones navales contra los españoles en las costas peruanas, a las órdenes de Cochrane, primero, y a las de Martin Guise después, y terminada aquella campaña regresó a Chile.

Cuando el gobierno argentino compró la corbeta de guerra “Chacabuco”, Joaquín Hidalgo formó parte de la plana mayor que la condujo al Río de la Plata, en calidad de teniente, llegando en el año 1826, siendo aquel buque el único que llegó a su destino, de los tres adquiridos en Chile. El gobernador Manuel Dorrego lo ascendió a capitán el 19 de setiembre de 1827.

Durante la guerra con el Brasil, “habiéndose hallado en diversas acciones de guerra y obtenido comisiones de consideración, mostró la mayor intrepidez y digna conducta -según el testimonio del almirante Guillermo Brown- siempre con uniforme nota de piloto, táctico y activo en cuantos hechos de armas se encontró”.

Ascendido a sargento mayor graduado el 7 de marzo de 1828, Hidalgo partía de Buenos Aires en el mes de junio del mismo, acompañado de algunos marineros, para tomar el mando de la escuadrilla de la Laguna Merim, pero estando en un todo subordinado al general Juan Antonio Lavalleja. El 11 de junio llegaba al Durazno, desde donde ofició al gobierno de la Provincia Oriental, expresando los materiales que era necesario proveerle para el mejor desempeño de su cometido. El día 29, Lavalleja impartía instrucciones a Hidalgo, ordenándole que se recibiese de la escuadrilla, que se hallaba en el arroyo San Luis, la que le sería entregada por su ayudante, el teniente coronel José Segundo Roca. Recibidas las instrucciones, siguió viaje a su destino, y desde el primer momento dedicó febril actividad para poner la escuadrilla en condiciones de desempeñar su misión en forma eficiente, y en el mes de setiembre enviaba un oficio al general Lavalleja, diciéndole que, a pesar de estar “trabajando como un marinero”, no había podido poner a la escuadrilla en condiciones de navegar y batirse con éxito, debido a que los útiles comprados en Rocha no habían llegado. La Convención preliminar de paz y su ratificación por los dos países en lucha, tomó al mayor Hidalgo en la preparación de su escuadrilla. En las instrucciones que el Gobierno de Buenos Aires impartió al general Paz, el 6 de octubre de 1828, en el artículo 6º, se disponía que los buques deberían ser vendidos y los oficiales regresar a Buenos Aires. Los útiles de guerra de la escuadrilla fueron entregados por Hidalgo al coronel Ignacio Oribe, que se hallaba en Tacuarí. El 10 de marzo de 1829 recibía los despachos de sargento mayor efectivo, firmado por el almirante Brown y por el general Paz.

En 1830, Hidalgo ostentaba la jerarquía de teniente coronel de la marina argentina, y en el mes de noviembre desempeñaba las funciones de 2º jefe de la escuadrilla que comandaba el coronel John H. Coe, destinada a cruzar el Paraná, compuesta por la goleta “Venus”, zumaca “Paz Argentina”, Cañonera “Nº 7”, y dos falúas; habiéndose agregado posteriormente la goleta “Sarandí”, el bergantín “General Balcarce” y la cañonera “Nº 13”, habiendo llegado Hidalgo en aquella campaña hasta el puerto de Mercedes, en la República Oriental. En enero de 1833 formó parte de una comisión hidrográfica que realizó el levantamiento del banco situado entre Ortiz y Punta Indio, en el Río de la Plata, en calidad de jefe de la misma, la que estaba integrada por el capitán Guillermo Bathurst y el práctico mayor del río, Benito Aizpurúa. Poco después fue ascendido a coronel de marina. Juan Manuel de Rosas ascendió a Hidalgo a teniente coronel efectivo el 23 de febrero de 1831 (ya lo era graduado).

Fue ascendido a coronel graduado por Rosas, el 8 de junio de 1832. En febrero de 1833 actuó de fiscal en la causa que se siguió al comandante de la goleta “Sarandí”, José María Pinedo, por la actitud que asumió en las Islas Malvinas, el 2 de enero de aquél año, al ser ocupadas a nombre de Inglaterra por el comandante del buque “Clío”. Tomó parte en el comienzo de la campaña al Río Colorado con Juan Manuel de Rosas en 1833.

El coronel Joaquín Hidalgo continuó prestando servicios en la capitanía del puerto y en 1841 formó parte de la escuadra que organizó el almirante Brown para combatir contra las fuerzas navales de Fructuoso Rivera. El 27 de febrero de aquel año, al quedar constituida la escuadra de Brown, el coronel Hidalgo manda el bergantín “Echagüe” (ex “Eloisa”), que montaba 11 cañones, con el que asiste al combate naval del 24 de mayo de 1841, frente a Montevideo, contra la flotilla de Rivera, que mandaba el coronel John H. Coe. En el mes de junio, Hidalgo recibe el comando de la corbeta “25 de Mayo” (ex “Kremlin”), con 30 cañones, habiendo sido reemplazado en el comando del “Echagüe” por Nicolás Jorge. Con su nuevo buque, asiste al combate del 3 de agosto frente al Santa Lucía y al del 9 de diciembre del mismo año, librado contra la escuadrilla de Coe, 15 millas al S. E. de Montevideo, aunque en este último combate, el coronel Hidalgo tiene a sus órdenes el bergantín “Belgrano”, de 24 cañones donde ha reemplazado al comandante Bathurst, el 8 de octubre, habiendo tomado el comando de la “25 de Mayo”, el sargento mayor Juan King. Hidalgo tuvo valerosa actuación en la jornada del 9 de diciembre de 1841, pues logró cortar de la línea riverista al bergantín “Cagancha”, el cual fue desarbolado por la acción concentrada del buque de Hidalgo y del San Martín, siendo capturado el barco enemigo después de ruda lucha.

Asiste a la acción naval del 21 de diciembre del mismo año, frente a Montevideo. En los primeros meses de 1842, el coronel Hidalgo pasó a un cargo en tierra. En listas de enero de 1832 se le dio de alta en la Plana Mayor del Ejército con anterioridad al 20 de julio de 1831, en la que revistó hasta la fecha de su fallecimiento “con sueldo de marina”.

El coronel Joaquín Hidalgo falleció en Buenos Aires el 7 de febrero de 1849, a la edad de 41 años.

El coronel graduado Joaquín Hidalgo, desde que llegó de Chile en la corbeta “Chacabuco”, en noviembre de 1826, prestó servicios a las órdenes del almirante Guillermo Brown hasta la terminación de la guerra del Brasil: “Habiéndose hallado –dice este insigne marino en un informe expedido el 17 de mayo de 1833- en diferentes acciones de guerra y obtenido comisiones de consideración, y que en uno y otro caso, siempre lo hallé dispuesto en todas las clases de servicio que de él se exigían, mostrando la mayor intrepidez y conducta, digna de un oficial Republicano, ya en clase de subalterno, ya en mando de buques”. Informe presentado en la precitada fecha por el ilustre almirante al Inspector y Comandante General de Armas.

El coronel Hidalgo contrajo enlace en el Yaguarón, Río Grande, Brasil, el 3 de diciembre de 1828, con Serafina Brown, hija de Faustino Brown da Silveira, y de María del Rosario Brown, la que sobrevivió a su esposo hasta el 23 de octubre de 1880, fecha en que falleció en Buenos Aires.

Fuente
Efemérides – Patricios de Vuelta de Obligado
Portal www.revisionistas.com.ar
Yaben, Jacinto R. – Biografías Argentinas y Sudamericanas – Buenos Aires (1939).

Se permite la reproducción citando la fuente: www.revisionistas.com.ar